.

30 abr. 2015

El protocolo y la importancia del saber estar. Clase con Juan de Dios Orozco

Protocolo, Comunicación e Imagen Corporativa. Universidade da Coruña


 Crónica de María Pérez Dios

El pasado sábado volvimos a tener clase con el profesor Juan de Dios Orozco, militar que lleva años ligado a la enseñanza y todo un experto en protocolo. Con él descubrimos la importancia del protocolo internacional y de muchos otros aspectos del día a día que seguro pondremos en práctica. Juan de Dios comenzó describiendo el protocolo como “un conjunto de normas que contribuyen al éxito de las relaciones políticas, diplomáticas, empresariales y sociales” y que sirve para “sentirnos y hacer sentir cómodos a los demás en cualquier ambiente, por exigente que este sea”. Además resaltó que las dos premisas fundamentales del protocolo son la sencillez y el sentido común, señalando una vez más la frase “menos es más”.

            
Protocolo, Comunicación e Imagen Corporativa. Universidade da Coruña



Orozco insistió, entre muchas otras cosas, en la necesidad de saber la distancia que debe existir entre el anfitrión y los invitados; además volvió a hacer especial hincapié en la importancia de la derecha que es sin duda el lugar más relevante; por este motivo cedemos la derecha a las personas importantes, a las que queremos distinguir.

                     
Protocolo, Comunicación e Imagen Corporativa. Universidade da Coruña


El sábado aprendimos también que a los actos llegan siempre en primer lugar los menos importantes y que quienes se marchan primero son las personas más relevantes. El anfitrión, por supuesto, llega siempre primero.

Además, ese mismo día, pudimos descubrir la importancia que tiene el número 8 en protocolo y es que 8 son los segundos que un premiado debe estar sobre un escenario expuesto a un aplauso,  8 son los segundos, también, que debe durar un apretón de manos y, cómo no, 8 es el número ideal de comensales en una mesa.

El profesor nos habló así mismo, entre otras muchas cosas, de la importancia de la puntualidad en la vida en general pero también en los negocios. Claro y tajante afirmó  “en los negocios no existe la falta de puntualidad”  y aconsejó evitar siempre ciertos temas en las reuniones de negocios de ambientes multiculturales tales como política, religión, costumbres, sexualidad, la familia o nuestra propia empresa.
                                      
Protocolo, Comunicación e Imagen Corporativa. Universidade da Coruña



Las cuatro horas de clase dieron para aprender mucho, conocer de primera mano numerosas anécdotas, pero sobre todo para ser conscientes de la relevancia que tiene el protocolo en todos los aspectos de la vida. Tanto es así que son muchos los políticos, ejecutivos o altos cargos que hoy en día reciben clases de protocolo para saber, entre otras cosas, comportarse en público y es que los pequeños detalles cada día importan más. Por ello, sin ninguna duda, me quedo de estas horas con la importancia del gesto y de cómo  el poder de éste reside en una sonrisa sincera, ya que es uno de los pocos guiños que en todas las culturas tienen una interpretación positiva. Y es que cuando nos sonríen todo parece más sencillo y cercano; ¿Cuántas veces protestamos porque nos contestan de mala gana o con poca amabilidad? o sencillamente pensamos para nosotros ¿tanto le costaría sonreír? Ya lo decía Shakespeare “más batallas se han ganado con la sonrisa que con la espada”. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario