.

23 abr. 2017

Consumidores 2.0

Consumidores 2.0


Post de Diego Pazos

La emergencia de las redes sociales no supone sino una mera herramienta tecnológica al servicio de lo que el ser humano viene haciendo desde siempre: compartir e intercambiar sus ideas y sentimientos como ser social que es.

Los consumidores necesitan compartir sus ideas, dudas, alegrías y decepciones respecto a las marcas y  los productos. Por ello, y como diversos estudios demuestran, cada vez en mayor medida utilizan las redes sociales para buscar información comercial, jugando un papel de agentes de cambio fundamental en la forma en que concebimos la comunicación comercial, suponiendo una fuente de información tan relevante como puede ser la que nos proporcionan otras técnicas de investigación social, como los grupos de discusión o las encuestas.

En las redes sociales, cualquier persona puede crear un grupo, e interactuar con otros usuarios, pero también existe la posibilidad de que empresas, organizaciones, famosos, marcas y productos puedan comunicarse con los consumidores que desean seguirles.
Particularmente, los estudiantes universitarios son un usuario fuerte de redes sociales y emplean las mismas para sentirse unidos a los demás y recibir y repartir conocimiento; al compartir sus experiencias y opiniones en redes que multiplican exponencialmente sus posibilidades de ser apoyados, reconocidos y retransmitidos.

Algunos estudios contribuyen a esta idea de que las redes sociales son un vehículo más para la comunicación comercial y que participan así decisivamente en las decisiones de compra de sus usuarios. Por ello, toda empresa que desee interactuar con sus usuarios debe “estar ahí”, participar del diálogo que en la red se establece para contribuir al proceso de engagement.

En la era 2.0 el receptor, además de audiencia, público y consumidor, ha adquirido nuevas actitudes frente al mundo digital. Vamos a ver cuáles son esos perfiles.

CROSSUMER
Son aquellas personas que han devenido en co-productor, distribuidor y consumidor, todo al mismo tiempo. Este nuevo consumidor y usuario de los medios sociales, cada vez más sofisticado en sus interacciones, adquiere nuevos perfiles de acuerdo con las acciones que realiza en relación con sus marcas preferidas.

Consumidores 2.0


PROSUMERS
Es un consumidor profesionalizado, que considera y valora gran cantidad de información antes de tomar una decisión de compra. Sus decisiones se establecen a partir de un gran análisis previo de los diferentes lugares de adquisición de productos, así como de las características del producto en sí que se vaya a comprar.

Consumidores 2.0


FANSUMER
Es fan incondicional de sus marcas favoritas, por encima de su adscripción a ideologías políticas o religiosas, y además deja de ser un número más, convirtiéndose en un gran apoyo de las marcas. De hecho, se puede decir que se provoca una fidelización del consumidor 2.0 mucho más rápida que el del mercado convencional.

Consumidores 2.0


PERSUMER

Cada consumidor tiene una personalidad, y puede hablarse del persumer, la combinación de persona y consumidor. Así, puede considerarse que el consumidor presta atención de forma voluntaria a las acciones comerciales que las marcas realizan, pero siempre respecto de aquéllas que son para él seña de identidad y que contribuyen a reforzar su personalidad y su estilo de vida.

Consumidores 2.0

La importancia del espacio y del personal auxiliar en los congresos


La importancia del espacio y del personal auxiliar en los congresos


Post de Álvaro Pardo

Cuando una gran organización decide poner en marcha un congreso debe delegar gran parte de los servicios a empresas auxiliares, que serán las encargadas de trabajar a su disposición para poder cumplir los objetivos que llevaron a la creación de dicho acto.

Muchos de estos servicios son de vital importancia para el éxito del congreso. Contar con un organizador profesional de congresos (OPC) servirá de gran ayuda para garantizar dicho éxito. Estos expertos han de conocer a la perfección la naturaleza del acto y sus objetivos, planteando el acto orientado a ellos.

En muchas ocasiones, este tipo de eventos se trasladan a diferentes ciudades o se celebran periódicamente alternando distintas ubicaciones. Cuando esto sucede, es importante trasladarse y conocer las instalaciones que se pretenden alquilar para la celebración y ver si se pueden adaptar a las necesidades del acto.

A día de hoy, son muchas las posibilidades que existen para transformar un ambiente a las necesidades del cliente organizador. Hoteles de negocios, palacios de congresos o pabellones multiusos son espacios que pueden resultar muy versátiles (gracias a muchas horas de trabajo, inversión y tiempo), tanto como el cliente necesite y su presupuesto se lo permita.

El espacio no es el único factor que se debe subcontratar en estos casos. El personal auxiliar de congresos, es decir los azafatos y azafatas, cumplen un gran papel durante el transcurso del congreso. De ellos también depende el éxito del evento y es por eso que han de conocer a la perfección las funciones de los distintos puestos, horarios, protocolos de actuación y, obviamente, el espacio, sus características y las adaptaciones realizadas en el mismo para dicha ocasión.

Si se trata de un gran congreso, que se realiza en una ciudad desconocida por los organizadores, ya no solo es necesario que visiten el lugar de celebración previamente, sino que también es muy importante que cuenten con personal local, es decir, con azafatos que conozcan esas instalaciones, que tengan experiencia y puedan manejarse a la perfección, o incluso aportar conocimiento e ideas a los organizadores sobre cuestiones relacionadas con el espacio.



A día de hoy, es muy frecuente encontrar agencias de azafatos en ciudades que cuentan con un volumen anual de congresos y eventos alto, por lo que serán una gran herramienta para los organizadores.

El personal auxiliar en congresos va más allá del azafato de sala, su papel puede llegar a ser crucial en ciertos ámbitos de la organización durante el transcurso del evento. Filas de acreditaciones, inscripción a talleres, entrega de obsequios, gestión de datos, sitting en salas o cenas de clausura, son muchas de las funciones que se delegan en estos equipos de profesionales, por lo que será de crucial importancia que la comunicación entre los organizadores y el personal subcontratado sea clara y directa para evitar situaciones que desmerezcan el evento.

Por tanto, si un evento se traslada a otra ciudad será muy importante estudiar a conciencia las instalaciones para poder elegir aquella que mejor, o más fácilmente, se pueda adaptar a las necesidades. También será de gran ayuda subcontratar los servicios auxiliares más importantes a empresas locales, que conozcan las instalaciones o que hayan trabajado anteriormente en ellas y que puedan aportar valor al acto de alguna manera.

No hay que olvidar que en un evento, todo se convierte en una herramienta de comunicación, por lo tanto, un espacio bien gestionado en el que el personal trabaja de forma colaborativa y organizada (ya sean personal propio o subcontratado) crea una imagen cohesionada y fluida, que dará una gran impresión a los asistentes y conducirá al éxito del congreso.


Primer paso: briefing



Post de Diego Pazos

A la hora de crear un evento, son muchas las empresas que utilizan una herramienta fundamental para iniciar con buen pie: la creación de un documento donde se recoge toda la información de éstas. Se trata del briefing, una manera efectiva de acercar a la agencia organizadora de eventos la filosofía de la empresa, así como sus métodos de trabajo y su competencia, constituyendo la base desde la cual podremos trazar las estrategias oportunas para alcanzar los objetivos marcados.
Para ello, será necesario seguir una serie de pasos que hagan eficaz el uso de esta herramienta:
  •  Situación inicial de la empresa: proporcionando los datos precisos de la organización como son los productos/servicios que ofrece, el target group, imagen de marca, canales de distribución y principales competidores.
  • Objetivos que se pretenden conseguir: marcarlos es una ayuda a la hora de centrar todos los esfuerzos en una meta marcada.
  • Otros datos de interés como pueden ser la fecha, hora y lugar del evento, el presupuesto, el contenido y programa del mismo, actividades post-evento, datos de contacto, etc.


En concreto, según el tipo de evento, podremos hablar de diferentes tipos de briefing:

  • §  Briefing publicitario: incluye toda la información precisa de los elementos esenciales para llevar a cabo una buena campaña publicitaria.
  • §  Briefing del producto: recoge la imagen, las características y el entorno y estrategia de venta de los productos/servicios a ofrecer.
  • §  Briefing creativo: investiga y presenta las diferentes etapas de la estrategia creativa desarrollada en las agencias de publicidad.
  • §  Briefing de proyecto: recopila toda la información fundamental para brindar un punto de partida en la realización de un proyecto.
  • §  Briefing analítico: detalla el proceso de investigación y análisis de la idea o proyecto que se quiere exponer.
  • §  Briefing de la empresa: explica los puntos relevantes de la organización para un correcto análisis de lo que se pretende realizar.

Es decir, será indispensable que el proyecto esté bien definido, se sepa bien lo que se quiere conseguir, pues esto hará que un evento se realice de forma correcta o incorrecta, lo que convierte al briefing en la clave de cualquier proceso de evento.




18 abr. 2017

Relaciones internacionales, protocolo y costumbres desde una perspectiva de género

protocolo, comunicación e imagen corporativa. Universidad de A Coruña


Post de Sara Outeiral

En las relaciones internacionales, ¿debemos las mujeres adaptarnos a todas las costumbres aunque estas supongan un agravio a nuestra condición?


Cuando nuestra organización o empresa se dispone a establecer contacto con otro país o cultura debemos estudiarlo al detalle. El protocolo de actuación puede diferir de una forma exagerada de nuestras costumbres y nuestra negociación estará, en muchas ocasiones, condicionada a lo bien que nos adaptemos al país que visitemos.
Para esta tarea podemos apoyarnos en la teoría de las dimensiones culturales del antropólogo holandés Geert Hofstede.  A mi juicio, una de las más acertadas subdivisiones: distancia al poder, individualismo-colectivismo, masculinidad-feminidad, evasión de la incertidumbre, orientación a largo plazo e indulgencia-contención.

Por ejemplo, la expresión de un cordial saludo difiere, como podemos observar a través de los medios de comunicación aunque no seamos unas expertas de la materia, según  sea en Oriente Medio o en la Europa occidental. Si eres mujer y pretendes negociar con un hombre, imaginémonos perteneciente a la cultura musulmana (desde el máximo respeto a la misma y puntualizando que mientras cualquiera no vulnere los derechos humanos no podré ni seré quien de criticar), prepárate para recibir un no por respuesta en base a tu género o, como ya hemos visto en diversas ocasiones, no verte correspondida con el saludo de vuelta, ya que un hombre musulmán no debe tocar a una mujer en público independientemente de su rango.

protocolo, comunicación e imagen corporativa. Universidad de A Coruña


Cada organización debe establecer su propia línea ética, pero como mujeres debemos valorar si estamos dispuestas después del sacrificio de tantos años de lucha, a cruzar esa línea. Tanto si dirigimos esa organización como desde un punto de partida inferior. De lo contrario, ¿no seríamos las mujeres también partícipes de nuestra propia discriminación?


               El empoderamiento de las mujeres también necesita de gestos y pasos adelante en términos de protocolo. Desde una perspectiva de asesoramiento de imagen, nos puede interesar aceptar exponernos a ciertas críticas para lanzar nuestro mensaje, pues somos conscientes de que nos saltamos las “reglas” de una forma premeditada. Conseguir que fotografíen esa “imagen perfecta” puede suponer un verdadero avance para todas.

28 mar. 2017

Comunicar contando historias

curso protocolo, comunicación, imagen corporativa. Universidad de A Coruña
Post de Manuel Capelán

El storytelling es una de las tendencias de moda en la creación de estrategias de contenido. Su objetivo principal es el de comunicar contando historias, transmitiendo así ideas y valores de nuestra empresa con el fin de empatizar con el consumidor.

“Destapa la felicidad” o “Vivamos como galegos”, son claros ejemplos de cómo las compañías han reconducido sus objetivos de contenidos, basados en el crecimiento en ventas de los anuncios convencionales, hacia estrategias menos publicitarias y más comunicativas.

De este modo, Coca Cola nos vende diversión, disfrutar cada día y mirar la vida de manera distinta, dejando en un segundo plano al refresco.

Por su parte, Gadis pretende atraer nuestra atención a través del sentimiento patrio, recurriendo a todos los tópicos gallegos imaginables, para que su público objetivo se sienta identificado.

Ambas campañas han conseguido comunicar sus discursos de marca de manera brillante, hasta el punto de convertirse en spots anuales que el consumidor desea ver.
Su éxito reside en su dominio de las claves del storytelling, que unido a buenas producciones, causa el efecto esperado sobre el espectador.

Así, una estrategia de comunicación basada en las historias debería tener claros los siguientes puntos:

·         Saber quiénes somos

Debe ser nuestro punto de partida al ser fundamental para la comunicación corporativa.
Saber quiénes somos hará posible transmitir al consumidor nuestra misión, visión y valores, además de los problemas o necesidades que satisface nuestra compañía.

·         ¿Quién es nuestro público objetivo y nuestra competencia?

Respectivamente, son las personas a las que queremos contar nuestra historia y de las que queremos diferenciarnos.
Para seleccionar nuestro target debemos prestar más atención a problemas o necesidades que a variables sociodemográficas.                                                                       Por otro lado, conocer a nuestros competidores hará que nuestras estrategias se enfoquen a los puntos en los que destacamos.

·         Establecer un claim

Ha de ser una palabra o frase memorable, sencilla, fácil de recordar y que a día de hoy será “#hashtaguizable”.
Los hashtags deben ser entendidos como una potente herramienta para conocer las impresiones e interactuar con el espectador, utilizando como filtro nuestro claim.

·         Tener en cuenta la difusión

Es el elemento que hace que llegue a nuestro público y en el que tendremos que escoger el canal de transmisión que más nos convenga.
En un mundo en el que escapamos a los anuncios, a pesar de que nos adviertan de que “volvemos en 30 segundos”, y en el que el segundo de publicidad vale oro, las compañías tienen que plantearse muy bien sus estrategias de difusión.
Así, Estrella Damm utiliza versiones cortas de sus campañas “Mediterraneamente” para televisión, mientras que recurre a medios digitales como YouTube o Vimeo para sus versiones extendidas.

·         ¿Cuál es nuestro objetivo?

Debemos dejar de lado el objetivo de las campañas publicitarias convencionales, limitado a maximizar ventas.

Una buena estrategia de storytelling ha de centrarse en hacer que el consumidor piense, sienta, se emocione y haga suya la historia contada. 

27 mar. 2017

Community manager: publicar con una sonrisa

Curso protocolo, comunicación, imagen corporativa. Universidad de A Coruña


Post de Maribel Fernández Ramos

¿Qué importancia tiene la sonrisa en la función del community manager? Es casi impensable imaginarse al redactor de un blog sonriendo, pero si nos fijamos en cómo está escrito un post, veremos que es una actitud clave para conectar con el público. He aquí el secreto de marcas líderes en redes sociales y sobre todo de los llamados influencers.


La acción de sonreír la asociamos a estar físicamente delante de una persona. Pero lo cierto es que se puede esbozar una sonrisa escribiendo un email con un “¡Ten buen día!” Se puede sentir en las recomendaciones del blog de una tienda de complementos cuando te sugiere “Vuelve el azul coral, ¡atrévete a llevarlo!” y se puede sentir con gran entusiasmo en los mensajes de redes sociales, donde los emoticonos dominan a sus anchas.

No cabe duda de que ser community manager requiere una formación adecuada para afrontar diferentes tareas, desde definir una estrategia digital online, elegir las mejores keywords o palabras claves para posicionar una marca, monitorizar al público para ver su grado de engagement o compromiso con la empresa. Pero no olvidemos que la esencia está en ser capaces de despertar sentimientos.

Si tenemos la suerte de tener ese gancho en nuestras publicaciones, el resto será coser y cantar.  Podremos afrontar con éxito nuestro plan de contenidos, crear experiencias para que nuestro público se ría, se lo pase bien. Estaremos listos para ofrecer soluciones a nuestros seguidores, que es lo más demandado en la red y, ¡claro está!, vender las bondades de nuestro producto o servicio de la manera más lúdica posible.

Por una parte, si lo hacemos bien, lograremos que el usuario de redes sociales responda a nuestro mensaje y a partir de aquí, podría decirse que es como una relación de pareja y en la que debemos ser honestos, tener una escucha activa y fundamentalmente empatizar. Y con dedicación conseguiremos enamorar a la audiencia.

Pero está la otra parte de la balanza, que es hacerlo mal. ¿Cómo gestionar una crisis?
Un usuario satisfecho recomienda a dos o tres, pero uno insatisfecho lo comenta hasta con 10 y este comentario negativo se hace más fácil de difundir a través de redes sociales.

Pero calma y no perdamos la sonrisa; si, al final, es como dice Phyllis Diller:  la sonrisa es la línea curva que lo endereza todo.
Curso protocolo, comunicación, imagen corporativa. Universidad de A Coruña

19 mar. 2017

Mentir o no mentir: Esa es la cuestión

Curso especialista en protocolo, comunicacion e imagen corporativa. Universidad de A Coruña


Post de Claudia Irigaray

Muchas han sido ya las veces (y las que nos quedan por ver) que el público ha sido testigo de las horas más bajas de compañías y personas. Casos como Samsung y sus terminales incendiarios, el ex ministro José Manuel Soria y sus papeles de Panamá o Jordi Pujol y sus millones escondidos son solo algunos de los miles de ejemplos que podríamos debatir; tres casos en los que el público ha conocido sus trapos sucios de la noche a la mañana y a lo que los protagonistas han respondido de formas muy diferentes: unos con verdades y otros con mentiras.  

Haciendo repaso de todos estos casos conocidos, me ha dado por pensar en cuáles son las líneas de comunicación posibles en cuanto a dar explicaciones o no a ese bombazo. Me refiero a ese momento en que estalla la noticia y el protagonista no ha tenido tiempo de pensar, o no le han aconsejado todavía, la estrategia a seguir para minimizar los daños que la opinión pública le puede causar a su imagen. Una estrategia que, a priori, parece de poca necesidad pero que, viendo los finales que ya todos conocemos, cobra protagonismo.

Veo, pues, que existen dos líneas de estrategia posibles: A, mentir hasta el final o B, confesar desde el principio. ¿Cuál es mejor? Depende de para quién y de la moral que se traiga de casa.
Con la opción A, tenemos la ventaja de que, si conseguimos que nuestra historia llegue hasta el final, nos libramos de la mala prensa. Permanecemos con la imagen intacta y seguimos con nuestras vidas. Pero ¿y si nos pillan? Las posibilidades de que nuestra  imagen salga defenestrada se multiplican. Somos malos por lo que hicimos y mentirosos por querer taparlo. Y a eso le sumamos la tensión de no saber si se va a destapar o cuándo.
Curso especialista en protocolo, comunicacion e imagen corporativa. Universidad de A Coruña

Con la opción B, aguantamos el chaparrón sin rechistar. Como ventaja, nadie nos va a pillar en la mentira y podemos intentar usar nuestra confesión como un atenuante. A eso le añadimos un “no me acordaba y lo siento” y tenemos la receta lista. La honestidad nos da la opción de detallar la historia con nuestra versión antes de que otros se la inventen o la cuenten de manera “diferente”. Como desventaja, palos y palillos asegurados.


Pero ¿cómo decidir cuál es la buena? Pues eso depende, como dije antes, de para quién y de la moral que se traiga de casa. 

12 mar. 2017

21 Buttons, la App para ser Influencer

Especialista en protocolo, comunicación e imagen corporativa. Universidad de A Coruña




Post de Álvaro Pardo

Hay una frase hecha que coloquialmente uso bastante y me permito la confianza y libertad de aplicarla a este contexto para abrir este post:

“¡Los INFLUENCERS mandan y el resto andan!”

Es así, en la actualidad la mayoría usuarios de redes sociales tenemos algún Influencer en nuestro timeline. Estos usuarios cuentan con gran número de seguidores y buena reputación, por lo que sus post tendrán un alcance increíblemente interesante para muchas empresas, que desearán contar con su colaboración como “escaparate” para sus productos o promociones.

La moda es sin lugar a duda uno de los sectores que más explota esta forma de posicionamiento en redes sociales. Más allá de un buen perfil, en ocasiones es mucho más rentable que alguien con muchos seguidores muestre los productos.

Focalizando la atención de este post en la moda y la plataforma Instagram, se me vienen a la mente muchos nombres de Influencers que han ido aumentando considerablemente sus seguidores y que actualmente, han llevado su afición a un nivel de profesionalización tan elevado que se pueden permitir el lujo de poner precios (en algunos casos astronómicos) a sus colaboraciones con marcas.

Pero, ¿qué pasaría si todos pudiéramos ser un poco Influencers? Y lo que es más interesante aún, ¿cómo afectaría a los Influencers con nombres y apellidos reconocidos que todos pudiéramos ser embajadores de marcas?

La respuesta a estas preguntas ha llegado. Hace escasamente un año, nacía 21 Buttons, una nueva red social que permite a todas las personas amantes de la moda, (y en gran medida de la red social Instagram, debido a la similitud de funcionamiento) ganar dinero por mostrar sus outfits.

Especialista en protocolo, comunicación e imagen corporativa. Universidad de A Coruña

Instagram nació como una app para editar y compartir fotografías y, con el uso, todos la hemos convertido en un gran escaparate de marcas. 21 Buttons es desde su inicio un escaparate virtual, en el que todas las marcas tienen cabida. Es tan simple como seleccionar una foto, etiquetar (mediante buttons) las prendas de ropa que llevamos y compartirla. Nuestros seguidores podrán ver de donde son esas prendas, y acceder directamente a la tienda on-line de la marca y poder comprarla. Si esto sucede, nuestro perfil recibirá una pequeña recompensa económica, acumulable y canjeable al llegar a los diez euros. Por tanto, es en este momento en el que todos los usuarios pasamos a ser Influencers amateur y a obtener retribución económica por ello.

Especialista en protocolo, comunicación e imagen corporativa. Universidad de A Coruña

21 Buttons irrumpió en el top five de apps más descargadas en su primer año de vida y, pese a que llegó antes a los terminales iOS que a Android, eso no impidió que la plataforma nacida en Barcelona se extendiera rápidamente.

A pesar de todo esto, los grandes Influencers de nuestro país cuentan aquí también con perfiles de éxito, generando no solo ingresos a las marcas, sino también ingresos directos para ellos mismos, por lo que no les ha influido que todos podamos ser pequeños Influencers.

Esta App supone un cambio de roles muy interesante para todas las marcas. Gracias a 21 Buttons, no tienen que contactar con Influencers ni pactar las campañas, sino que aprovechan que sus clientes comparten sus prendas y ponen los links para que otros usuarios puedan acceder directamente a las tiendas on-line y adquirirlas.


Solo el tiempo dirá si este es el fin del término Influencer tal y como lo conocemos hasta ahora o si realmente los grandes Influencers actuales no tendrán dificultades para seguir ejerciendo como tal.

6 mar. 2017

Si eres de Apple, eres de Apple





Especialista en protocolo, comunicación e imagen corporativa. Universidad de A Coruña





Post de Queila Fernández

La comunicación corporativa es un arma de gran poder utilizado por todas las marcas. Nos aporta un gran prestigio y hace que ganemos la absoluta fidelidad de nuestros clientes. Por eso, la organización que hace lo que dice y dice lo que hace gana credibilidad y confianza, algo a lo que Apple está muy acostumbrado.

El gigante de la comunicación puede presumir de tener una de los mejores departamentos de comunicación. En primer lugar sabe cómo comunicar. Conoce muy bien a sus clientes y sabe qué tipo de personas compran sus productos, algo que le permite realizar estrategias de comunicación exitosas. Crea eventos con gran expectación donde muestra sus productos y obtiene una gran cobertura a nivel global, ya que todos los medios se muestran interesados. Este tipo de eventos funcionan como publicidad indirecta.

Apple mantiene la fidelidad absoluta de sus consumidores por medio de una comunicación muy efectiva. Esto es así hasta el punto de que los clientes se convierten en los mejores embajadores de la marca. Si eres de Apple, eres de Apple. Si te compras un Iphone o un Mac, nunca más querrás otro móvil o pc. Pocas marcas tienen la suerte de contar con este nivel de fidelidad, algo que Apple consigue mimando a sus clientes, haciéndolos sentir que pertenecen a una comunidad exclusiva, con un estilo de vida único.

Otra de las estrategias de comunicación radica en la importancia de la figura del líder. La imagen de una persona emprendedora, que levantó su negocio desde el garaje de su casa, sigue viva entre los consumidores y se muestra en sus productos.

Especialista en protocolo, comunicación e imagen corporativa. Universidad de A Coruña


Parte de la comunicación corporativa de Apple se dedica a justificar el elevado precio de estos. La marca se posiciona con unos productos lujosos, pero no lo suficiente para que no piensen que no están al alcance de los bolsillos de los clientes.

Todas las marcas pretenden tener una buena reputación y reaccionar cuanto antes si existe algún tipo de problema. Siendo una gran empresa tienes que tener claro que existe competencia y que harán lo posible por restarle importancia a tu marca. El departamento de comunicación de Apple sabe muy bien cómo gestionar una crisis y cómo sacar beneficio de la misma. No hay duda de que los demás fabricantes de telefonía móvil, así como sus respectivos departamentos de comunicación tienen mucho que aprender de Apple.

Por esto mismo, podemos decir que no necesita ser el primero en nada, ya que solo tiene que comunicar una gran impresión con lo que hace. Porque al fin y al cabo, todo se trata de comunicación, tu imagen y tu identidad propia.

29 oct. 2016

Especialista en Protocolo, Comunicación e Imagen Corporativa. Universidad de A Coruña

Protocolo, Comunicación e Imagen Corporativa. Universidad de  A Coruña


Universidad de A Coruña, del 3 de marzo al 3 de junio de 2017

En el mundo de la globalización, donde tanto el mercado como la sociedad aprecian cada vez más el factor diferenciador, las empresas e instituciones eligen a profesionales que, a su formación y experiencia específica, puedan sumar conocimientos de protocolo, comunicación y gestión de la imagen corporativa, así como aptitudes y habilidades sociales que les permitan representar a la institución con dignidad y eficacia. 

La Universidad de A Coruña, en colaboración con AULA DE COMUNICACIÓN, ofrece la séptima edición del curso de posgrado PROTOCOLO, COMUNICACIÓN E IMAGEN CORPORATIVA, título propio de ESPECIALISTA reconocido con 25 créditos ECTS, que se imparte en modalidad PRESENCIAL  y en modalidad ONLINE, ambas con posibilidad de prácticas en empresas (sólo en España).


El tema principal de este programa es la simbiosis entre comunicación y protocolo como parte de la estrategia de construcción de la imagen corporativa o institucional, un programa formativo necesario para complementar la formación de los alumnos universitarios y de los profesionales del ámbito empresarial.

El contenido académico, que será impartido por profesionales altamente cualificados que cuentan con una dilatada trayectoria docente, se estructura en módulos temáticos:

Comienza con un módulo de iniciación destinado a sentar las bases de las relaciones institucionales, analizando la normativa legal y consuetudinaria que es de aplicación obligatoria en los todos actos oficiales y sirve de referencia a los actos organizados por la empresa. En los módulos siguientes, se profundizará en las técnicas de organización de eventos empresariales, como reuniones, visitas, negociaciones, congresos y banquetes, cuyas pautas es imprescindible conocer  para  proyectar una imagen corporativa o institucional sólida y competitiva, que, por otra parte, también debe ser adecuadamente gestionada a través de los medios digitales. Habrá un módulo específico que profundice en este novedoso campo, abordando temas como planificación estratégica, situaciones de crisis y medición de la reputación corporativa. Una visita a una institución pública, a un palacio de congresos y a un centro de celebración de eventos completarán el tema.

Aprender a relacionarse con los medios de comunicación, conocer su lenguaje y su funcionamiento es un aspecto fundamental de las relaciones entre la empresa y la sociedad. Pero la imagen de la empresa también se fragua a través de sus recursos humanos, por lo que el curso profundizará en varias facetas de las relaciones interpersonales, como la oratoria, la expresión escrita y el lenguaje no verbal. El complemento final viene determinado por un módulo destinado a explicar las pautas de comportamiento en el ámbito social y la adecuada gestión de la imagen personal de los profesionales.



DATOS GENERALES

TÍTULO DEL CURSO: Curso de Especialista en Protocolo, Comunicación e Imagen Corporativa. Título propio de la Universidad de A Coruña

DIPLOMA QUE SE OBTIENE: Especialista en Protocolo, Comunicación e Imagen Corporativa por la Universidad de A Coruña

EDICIÓN: Séptima

MODALIDADES: Presencial y Online

PRÁCTICAS: Prácticas extracurriculares en empresas radicadas en España. Son prácticas voluntarias pertenecientes al programa de la Fundación Universidad de A Coruña (FUAC)

EVALUACIÓN: Evaluación continua. Es obligatoria la presentación de un trabajo de fin de curso

CRÉDITOS: 25 ECTS

FECHAS: Del 3 de marzo al 3 de junio de 2017
                 Preinscripción: Del 1 al 28 de febrero de 2017

HORARIOS: Viernes de 16.30 a 21.00 h.
                     Sábados: de 9.30 a 14.00 h.

DIRECCIÓN: Teresa Nozal Cantarero, profesora de la Facultad de Comunicación 
                      Olga Casal, directora de Aula de Comunicación

AULAS: Facultad de Ciencias de la Comunicación
              Campus de Elviña. La Coruña

TASAS DE MATRÍCULA: 
Modalidad Presencial: 850 € (se pueden abonar en 2 plazos de 425 € c/u)
Modalidad Online: 775 € (se pueden abonar en 2 plazos de 387,5 € c/u)

BOLSAS: 4 bolsas, del 50% cada una


Nº ALUMNOS: Mínimo 30, máximo 60 (entre las dos modalidades)


Facultad de Comunicación. Universidad de A Coruña

23 jun. 2016

Los límites de la etiqueta


Post de Inés Muñoz

Todos sabemos lo importante que es sentirse cómodo y a gusto con uno mismo  a la hora de someterse al público, ya sea en el trabajo, en un evento especial, en un cena…
Cuando se acude a un lugar en calidad de invitado y la invitación al evento recomienda una etiqueta debemos cumplirla, ya sea porque estamos representando a nuestra empresa o porque no queremos ser el centro de atención en un evento en el que no somos protagonistas.
Cuando uno se representa a sí mismo, como por ejemplo, cuando nos graduamos en la universidad o en el colegio, debemos ser coherentes con nosotros mismos e ir como mejor nos sintamos, aunque siempre sometiéndonos a que se hable de nosotros como le pasó a este chico que se graduaba y al  que una periodista  le dedicó este artículo en la Voz de Galicia:


Este chico sintió la necesidad de no perder su esencia, rodeado de compañeros que, según comenta la periodista en el artículo, acudieron todos vestidos igual. Es cuestión de gustos…

Otra noticia que me llamó la atención es la de una niña que ganó un concurso de princesas vestida de perrito caliente:




A su vez hay empresas que se diferencian por su estilo juvenil, es decir, la vestimenta de sus empleados es todo lo contrario a lo que estamos acostumbrados. Si nos vamos a Ibiza por ejemplo, hay dos hoteles, Ushüaia y Hard Rock en los que sus empleados visten en pantalones cortos y están tatuados de pies a cabeza.

Para terminar lanzo una pregunta: ¿Dónde están los límites en la etiqueta? 

¡Cuidado, que te caes de la foto!

Protocolo, comunicación e imagen corporativa. Universidad de A Coruña

Post de María Ulloa

En el mundo en el que vivimos tenemos una sobresaturación de información, nos pasamos el día escuchando la radio, viendo la televisión y sobre todo pegados a nuestros ordenadores, tablets y smartphones. A través de ellos nos llega información ingente de todas partes del mundo; la prensa digital y las redes sociales son una incesante fuente de información, principalmente en forma de  imágenes. Imágenes, imágenes y más imágenes; la fotografía es sin duda la fuente de información más inmediata en estos tiempos en los que nos falta tiempo para respirar. Muchas veces no nos molestamos ni siquiera en leer el pie de foto, pero la imagen ya ha quedado grabada en nuestra retina con tan solo un golpe de vista.

En el mundo de la organización de eventos y el protocolo, nos volvemos un poco obsesos del orden, lo ordenamos todo; nuestro trabajo en gran medida es el de hacer listas, listas de cosas, de tareas, de personas. Ah, pero todas esas listas infinitas han de estar muy bien ordenas. Y diréis, ¿para qué tanto orden?, ¿quién lo puede notar? Pues por supuesto, los cuatro o cinco apasionados del protocolo que hay repartidos por el mundo y todos los demás, también. Aunque quizás no seáis conscientes del desorden vuestro cerebro estará haciendo una interpretación de ese orden sin que seáis conscientes.

Os pondré un ejemplo, ¿quién no ha visto estos días alguna fotografía del saludo de la Reina Isabel II de Inglaterra desde el balcón del palacio de Buckingham por su noventa cumpleaños? Yo, lo primero que hice al verla fue comprobar si finalmente la reina había eliminado a su querido hijo el Príncipe Carlos de la línea sucesoria nombrando a su nieto el Príncipe Guillermo heredero a la corona británica. El pobre Príncipe Carlos, no aparecía en la fotografía, aunque, si estaba allí, no lo vimos.


Para vuestro consuelo, o no, os diré que la línea sucesoria británica no ha cambiado, pero estoy segura de que a muchos de vosotros se os habrá pasado por la mente la misma pregunta. Por lo tanto, parece que el orden que tanto menospreciamos, sí importa y que en este mudo de imágenes es mejor caerse, que al menos saldrás en la portada de todos los periódicos, que caerse…de la foto.